¿Cómo curar hongos de los pies?

por | | |

El “pie de atleta” consiste en unos hongos que padecen las personas que hacen mucho deporte, o los chicos que utilizan zapatillas deportivas todo el día. Producen picores y una rojez muy molestos. Y se contagia en gimnasios, piscinas… De ahí su nombre.
 En otros casos cuando el hongo lleva mucho tiempo  para tratar   es un tema complicado de abordar porque su erradicación definitiva requiere tiempo y constancia por parte del paciente, tanto en tratamientos alopáticos, como cuando se trata de forma natural.  
Esta afección en particular se presenta con mayor frecuencia e intensidad en verano, principalmente por una mayor de sudoración de  los pies, que quedan expuestos a un exceso de humedad. A esto se suma  una mayor propagación por contacto (piscinas, duchas, etc.).  
Uno de los síntomas más importantes que nos avisa de un posible caso de hongos es cuando vemos que las uñas varían de textura y/o de color. En algunos casos también se siente  un olor muy fuerte. Aunque los hongos suelen salir en las uñas también pueden salir entre los dedos y otras partes del pie. En estos casos la piel suele tener un aspecto más reseco (incluso llega a agrietarse) y suele picar. Cuando afecta a las uñas de un modo más severo  los hongos crecen por debajo de éstas y  además de observarse cambios de color, su apariencia y textura se modifican; se aprecian desgastadas y frágiles. La dificultad del tratamiento de los hongos (sobre todo  en las uñas de los pies) está en la dificultad para que los  remedios naturales penetren bien por debajo de las uñas. 
Remedios naturales para los hongos en los pies
 Es posible conseguir muy buenos resultados utilizando  plantas medicinales con la ventaja de que carecen de efectos  secundarios. Si los hongos han penetrado bajo las uñas debemos intentar que estas mezclas penetren a través de ellas. 
Limpiar los pies varias veces al día con una infusión a base de ajo, caléndula, tomillo y unas gotas de propóleo  puro.
El  propóleo ha sido tradicionalmente usado por su éxito a la hora de tratar hongos tanto en los pies como en cualquier parte del cuerpo. Su extracto o tintura se aplica directamente sobre la zona. Cuidado porque puede manchar la ropa.
Añadir ajo a las comidas o tomarlo en forma de gotas, cápsulas o comprimidos también ayuda a nuestro organismo a librarse de hongos y parásitos. Su efecto antifúngico es muy potente.
Tomar un suplemento multivitamínico y mineral (sin levadura) nos ayudara a  nutrir las uñas y fortalecer el sistema inmune.
Es recomendable no abusar de alimentos ricos en levaduras (vinagre, cerveza, pan, etc.) o con alto contenido de hidratos de carbono  ya que favorecen la proliferación de los hongos.
Tratamiento con miel  de abeja
Ingredientes
- Agua
- Un puñado de sal
- Miel
·         Preparación
Se disuelve el agua en la sal para los baños previos. La miel se aplica sin preparación.
·         Uso
Estar 8 o 10 minutos con los pies dentro del agua. A continuación, se secan y se untan los dedos y sus junturas con miel (especialmente junto a las uñas), porque donde hay miel no hay hongos ni bacterias. Se venda el pie con una gasa, se pone un calcetín, y se duerme con él toda la noche.
A esto debes adicionar algunos consejos para erradicar definitivamente los hongos de los pies, ya que, es imprescindible comprender que los hongos para su reproducción necesitan calor, humedad y oscuridad.  
Se debe  usar siempre un calzado que permita una buena ventilación de los pies. Usar materiales naturales, lo más frescos posibles (algodón, lino, etc.)
Caminar descalzo siempre que sea posible permite que los pies se ventilen. Exponerlos al sol contribuye a la inhibición de los hongos.
Secar perfectamente los pies después del baño y en toda instancia en la que exista humedad en los pies. Es importante también usar siempre la misma toalla y no compartirla con nadie ya que los hongos suelen ser muy contagiosas.
En los gimnasios o duchas comunitarias es imprescindible usar sandalias de baño para evitar contagiar o ser contagiados.




0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada